1. ¿Quiénes somos?
  2. Voluntariado
  3. Contacto
Lunes 04 de Septiembre de 2017

Adams Ledesma, el padre del periodismo villero

Hoy 4 de septiembre se cumplen 7 años del asesinato del fundador de Mundo Villa TV, Adams Ledesma. Sus familiares, amigos y compañeros de lucha social lo recuerdan con gran cariño, en un homenaje que le realizarán en la sede de Mundo Villa Av. Mayo 822 4° A, a las 18.

Fue el primer periodista villero en todo el país. Su interés y su insaciable deseo de ofrecerle a los vecinos de las villas  una solución a sus problemas, lo convirtieron en un luchador por las causas sociales. Desde su labor como delegado de la manzana 99, en la Villa 31, y como coordinador de los talleres de periodismo que Mundo Villa le dictaba a los jóvenes de los barrios, sembró sus propias enseñanzas y aires de cambio para todos.  No descansó nunca, ni hasta después de su muerte; porque su legado sigue vigente y los ideales con los cuales fundó el periodismo villero se hacen más fuertes, ante las injusticias y los vientos de esperanza. 

Adams Ledesma, fue asesinado el 4 de septiembre del 2010 en manos de Cristian Espindola, apodado "El Pichu", un joven de nacionalidad paraguaya, que fue capturado tras darse a la fuga en dos ocasiones. Actualmente cumple una condena de 18 años.

"El pionero del periodismo villero", así lo conocen sus colegas comunicadores del medio. Trabajar con un semillero de jóvenes y niños en contextos vulnerables no era tarea fácil. Adams hizo uso de la palabra como herramienta de transformación para alejarlos de la calle y las drogas, a través del periodismo les inculcó nuevos valores y fue maestro de una nueva generación: la de los villeros que luchaban por una vida mejor.

Su legado sigue intacto y no ha parado de fortalecer la imagen de Mundo Villa, un medio de comunicación que surge por las necesidades de los vecinos de los barrios precarizados, que siempre fueron víctimas de las miradas estigmatizantes. El periodismo villero abrió otras puertas y otras posbilidades, que el propio vecino sea portador de su barrio, protagonista de su noticia y que a través de esas herramientas le comparta a la sociedad, las condiciones y el mundo en el que se vive siendo marginado. Adams vió eso, el supo aprovechar todas las puertas, y le dejó a sus hijos, amigos y compañeros la posibilidad de contar historias que transformen la realidad de los olvidados.